El estrés es considerado una de las principales causas de infelicidad y de depresión en la época actual. Está comprobado que el mismo no distingue edad, sexo, raza, clase social o ubicación geográfica.
Sin embargo, este último punto marca una excepción ya que, en los grandes centros urbanos el estrés es mayor por causas harto conocidas: mayor tráfico, contaminación, ruido, inseguridad y aglomeración de personas en un solo entorno urbano.

El estrés afecta negativamente nuestra salud y estado de ánimo, convirtiendo a personas que no hacen nada al respecto, en ollas de presión a punto de estallar.

A continuación, te daremos cuatro actividades que puedes comenzar a realizar para disminuir los funestos efectos de este mal en tu organismo.

  1. Deportes: está científicamente comprobado que la práctica regular de cualquier actividad física, en especial al aire libre, reduce el estrés, tonifica, alarga la vida y mejora nuestra salud. Ponte tus zapatillas y comienza desde hoy a sudar por tu bienestar.
  2. La risa: parece un factor insignificante, pero los estudios indican que aquellas personas que acostumbran a reír a menudo durante el día gozan de mejor ánimo, salud, actitud y rendimiento en sus actividades diarias. Busca la forma de estar en contacto con aquello que te haga reír y verás como el estrés disminuye o desaparece. Y nada nos hace más atractivos que una gran sonrisa en nuestro rostro.
  3. Comer…pero comer bien: nadie discutiría que podríamos disfrutar más de la vida si estuviésemos libres de sobrepeso, presión arterial alta, diabetes, colesterol alto, problemas cardíacos y demás condiciones que afectan nuestra salud y que son tan comunes en nuestra época. Nunca ha sido más cierto aquello de que «somos lo que comemos» por lo que uno de los mejores factores para combatir el estrés es el de cuidar lo que comemos, procurando evitar la comida chatarra y favoreciendo la ingesta de frutas; mucha agua; alimentos integrales y reducción del consumo de azúcar y carbohidratos. Eso sí, siempre debes consultar con tu médico al respecto, previa evaluación de tu estado actual de salud. Tu cuerpo te lo agradecerá.
  4. Desconectarse: hay que aceptar que una gran mayoría cae en la trampa del trabajar 24/7, por causa de muchos factores – principalmente tecnológicos como el celular y las tabletas – que causan que aún fuera de nuestro puesto de trabajo, el mismo nos persiga a toda hora, en forma de alertas y correos.

No se puede seguir así por mucho tiempo sin que nuestro organismo lo resienta, por lo que una «escapada» con la familia, al menos los fines de semana, es justo y necesario para recargar baterías, disminuir el estrés y para mejorar nuestra calidad de vida.

Y ese es uno de los beneficios que ofrecemos en Villas del María, aquí en Bejuco de Chame: desconectarte de todo para disfrutar de la vida. ¡Adiós estrés!

Levanta el teléfono y llámanos al 236-2748 o al 6363-6707 para concertar una cita para que visites este paraíso a tu alcance.

¡Comienza ya a realizar estos cuatro pasos y empieza a luchar contra el estrés!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *